Casco FOX V3: cuestión de protección – Reportaje

Casco FOX V3

En la primera de las dos partes de un informe centrado en los cascos, en su evolución y en cómo el concepto de la seguridad que viene implantándose está empezando a cambiarlos (hasta el punto que la FIM ha destinado una comisión específica a su estudio), visitamos una de las compañías más exitosas de los últimos tiempos en esta materia: Fox. Fuimos a sus sedes de Irvine (California) y Barcelona para conocer en profundidad el Casco FOX V3, empleado nada más y nada menos que por Roczen, Dungey, Reed o Paulin, entre otros muchos. Averiguamos también qué parte del negocio supone para este gigante americano que marca la pauta en cuanto a tendencias en la ropa de MX.

Texto: Adam Wheeler /OTOR– Fotos: @jpacevedophoto

Casco FOX V3
Gautier Paulin en acción con el casco FOX V3

En ocasiones anteriores ya hemos explorado algunas de las principales características de Fox, especialmente en cuanto a su filosofía de diseño y a cómo se centra en la fabricación de proyectos claramente distintos a los del resto y a su vez muy avanzados, como sus botas Instinct. Pero… ¿por qué deberíamos centrarnos en su casco FOX V3? Tal vez Fox no sea el primer nombre que nos viene a la mente cuando hablamos de protección de la cabeza, al fin y al cabo lo que más llama la atención es todo el equipo que, con un diseño moderno y eficaz, presentan cada año. Pero sí, cuentan con unos excelentes productos de la que, junto con las botas, es con toda probabilidad una de las piezas en las que más dinero tenemos que invertir a la hora de renovar nuestro equipo. Está claro que podemos vestir de los pies a la cabeza con material producido por Fox, pero… ¿pensamos en ello? ¿Queremos hacerlo? ¿Conocemos cómo son en realidad sus cascos?

Cuando el pasado verano visitamos las dependencias de Irvine, se nos despertó una cierta curiosidad sobre el papel que juega el FOX V3 en la compañía. La entrada principal tiene la reconocible forma de la morrera del FOX V3, por lo que, más allá de un detalle estético, debe significar que el casco posee una relevancia especial para Fox, o no sería destacado con tanto orgullo. También nos llama la atención el peso de la historia: pilotos como McGrath, Carmichael, Stewart y muchos más firmaron suculentos contratos para ser pilotos de Fox, pero todos ellos contaban con la capacidad y la experiencia suficientes como para rechazar cualquier obligación de llevar equipaciones que no fueran de primer nivel, independientemente de la oferta económica.

Indagamos un poco más para descubrir si el FOX V3 debe ser considerado como uno de los rivales de entidad en el saturadísimo mercado de los cascos. Y resulta que, solo en Europa, se venden unas 50.000 unidades anuales de un modelo que fue de los primeros en adoptar la tecnología MIPS (Multidirectional Impact Protection System, sistema de protección multidireccional frente a impactos), y que es el más exitoso casco de MX, un casco que se ha sometido a un rediseño en profundidad de cara a la versión que se lanzará este mismo año.

Casco FOX V3
Algunos de los diseños que podemos encontrar del Casco FOX V3

Los detalles de la próxima generación del Casco FOX V3 seguirán siendo secretos hasta su lanzamiento este verano. Pero, prestando atención a los cascos que han estado usando recientemente Ryan Dungey y Ken Roczen (tras el regreso del alemán a las pistas de SX), nos pueden revelar algunas pistas acerca de las innovaciones que incorporará, por lo que toca observarlos con detalle bajo la lupa…

Algunas de nuestras dudas acerca de las directrices de Fox en materia de cascos se han ido disipando tras las anteriores reflexiones, pero mucho mejor saber de primera mano qué alegan quienes llevan años siendo los máximos responsables de Fox: gente como Mark Finley -director global-, Dave Durham -director creativo- y Christophe Chavanel -responsable de las áreas de Europa, Oriente Medio y Asia. Al fin y al cabo, en este segmento, que un producto sea eficaz o no puede acarrear consecuencias fatales para un piloto… “El sector de los cascos es importante para nosotros, ya que nuestros productos se encargan de proteger a nuestros pilotos profesionales, lo más valioso que tenemos y en lo que más invertimos”, apunta Finley. “El V3 es el primer producto en nuestro catálogo; marca la pauta para el resto de páginas. Queremos que los clientes vean la ingente cantidad de horas de ingeniería que hay detrás de este elemento. El actual V3 tuvo ocupado a nuestro propio diseñador trabajando con los programas de tipo CAD durante más de un año para perfeccionar su diseño desde dentro hacia fuera. La seguridad, la construcción y las prestaciones fueron factores clave para el equipo de diseño y desarrollo”.

“Invertimos muchos esfuerzos en los cascos, en todo lo relativo a protecciones en general”, precisa Durham mientras comenta características del FOX V3. “Tenemos una enorme capacidad de producción, y estamos constantemente intentando sorprender al usuario, al comprador, con características que sean beneficiosas. Todos nosotros usamos nuestros propios cascos. Cada vez que subo a una moto lo hago llevando un V3”.

Casco FOX V3
Christophe Chavanel nos habló en Barcelona del Casco FOX V3

Charlamos en la sede europea de Fox, ubicada en Barcelona, con Christophe Chavanel, quien en breve regresará a Irvine. También empieza por destacar el papel primordial del FOX V3 para la compañía, y, como muestra del trabajo bien hecho en materia de protección, nos señala el brutal accidente sufrido por Paulin durante las clasificatorias del pasado GP de Francia, tras el cual el francés pudo competir en Gran Bretaña dos semanas más tarde. “Hace dos o tres años que contamos con ello, y creo que fue el primer casco del mercado en disponer del sistema MIPS”, señala antes de insinuar que Fox podría llegar a estar en condiciones de tener su propio laboratorio de ingeniería en el que estudiar cómo hacer frente a las aceleraciones rotacionales [N. de R.: nos adentraremos en este tema tan específico en la próxima entrega], como ya sucede en el caso de 6D, Leatt y Bell, quienes han sido los pioneros en este campo. “La idea pasa muy probablemente por desarrollar nuestro propio sistema, este podría ser un proyecto para el Moto-X Lab. Implica un enorme trabajo de investigación previa, pero la verdad es que el sistema MIPS ha sido muy bien recibido. En Fox también estamos trabajando mucho en el área del mountain bike y sabemos de los beneficios del MIPS y len ese campo, así que nos preguntamos por qué no podría funcionar también en el motocross. El propósito de cualquier elemento de protección es reducir los efectos de un accidente, que es algo que siempre vamos a encontrar, porque nunca dejaremos de tener caídas. El MIPS es el fruto de muchos estudios realizados con muchos tipos distintos de accidentes”.

“Ahora hay un montón de buenas marcas de cascos, y creo que todos tenemos un mismo propósito: que todo el mundo esté más seguro al pilotar una moto”, comenta Durham desde su despacho en California, donde se diseña el V3 para luego ser construido en China por un socio con el que se mantiene una relación comercial a largo plazo. “Buena parte de nuestro personal de desarrollo de productos de la sede de EEUU viaja con frecuencia a Asia para asegurarse de que lo que estamos diseñando y las pruebas realizadas siguen siendo la combinación perfecta”, añade Chavanel.

Durham, por supuesto, está al frente del equipo de desarrollo del FOX V3, y apunta su relevancia como uno de los mejores productos dentro de la inmensa oferta de cascos de off road que encontramos en el mercado actual. Si prestamos atención a las características de la nueva generación de cascos, es evidente que su equipo ha estado muy ocupado y que son bastante imaginativos, ya que el casco debe llamar la atención una vez expuesto en las estanterías por su aspecto, pero lo más importante son detalles como la colocación de las ventilaciones o el uso generalizado de materiales compuestos o de alta tecnología. “Hace diez años no hubieras oído hablar de un tejido que pudiera drenar la humedad o el sudor, y ahora todo nuestro casco incorpora ese material”, dice Chavanel. “Parece ser que cada temporada hay un nuevo material con el que empezar a trabajar. Por supuesto que no podemos cambiar la construcción del casco cada año, pero hemos logrado aprovechar todos los tejidos que hay a nuestra disposición y los mezclamos para obtener la mejor resistencia posible y también para obtener beneficios en aspectos como el del peso. Así que contamos con estos nuevos elementos. En la última versión del casco, no contamos con una calota realizada en fibra de carbono, pero sí que cuenta con algunos elementos de carbono en el interior para reducir el peso. No aceptamos compromisos acerca del nivel de seguridad, pero vamos introduciendo mejoras que sean útiles para el piloto, que aumenten su confort”.

Casco FOX V3

“En Fox contamos con un grupo de proyectos de vanguardia que se puso en marcha hace aproximadamente un año y medio”, dice Durham. “Destinamos muchos recursos a las botas y a los cascos como elementos de protección. Creemos que, por el bien de este deporte, es importante que aportemos algo en este sentido”.

Parece obvio que un proyecto de este tipo debe requerir de una parte considerable de los presupuestos de una compañía, y eso en una empresa que también tiene otros centenares de productos y prendas de vestir que, como sucede con el FOX V3, luchan a codazos con la dura competencia. “¡Por supuesto”, contesta de inmediato el diseñador. “Para nada resulta económico hacer algo así, y si das un salto de este tipo has de estar dispuesto a asumir que será una idea en la que acabarás invirtiendo mucho dinero. Creemos en ello, así que eso está asimilado desde el primer momento”.

Por sentido común, es fácil pensar que proyectar un nuevo casco implica a muchas de las ramas del diseño y supone darle muchas vueltas a cada pequeño detalle para hacer que el conjunto final trabaje en armonía y de modo eficaz. “No creo que tiempo atrás se haya dado demasiada importancia a la aerodinámica, pero ahora estamos trabajando mucho en este campo”, dice Chavanel a modo de ejemplo. “El año pasado completamos dos días de pruebas en un túnel de viento con Livia Lancelot, la campeona del mundo de WMX, para analizar el flujo de aire. En el motocross no se va tan rápido como en las carreras de velocidad, por lo que no necesita de tantísima ventilación, pero nos queríamos asegurar de que las entradas, canales y salidas de aire estaban realizando el efecto deseado. Eso también explica por qué la capa interna de EPS es como es, de modo que nada está bloqueando el flujo interno”, matiza.

Sería negar la evidencia no reconocer que algunas de las ideas y diseños de Fox han contribuido a dar al mundo del motocross una identidad propia a lo largo de las últimas décadas. Pero, a pesar de ser el mayor fabricante de ropa en la actualidad, y una de las pocas empresas que ha marcado las pautas a seguir en cuanto a estética, se ven obligados a pelear duro para captar la atención del mundo para luchar con su serie V de cascos frente a los pesos pesados del segmento. “Sí, creo que este es un reto para una marca como Fox”, dice Finley acerca de la necesidad de repetir una y otra vez el mensaje sobre el rendimiento del FOX V3. “Queremos que la gente pueda ver el trabajo que hemos llevado a cabo en cuanto a los aspectos técnicos y de seguridad de los cascos V3; que el consumidor sepa que estamos empleando la tecnología MIPS, el EPS de doble densidad y la calota de composite para gestionar la dispersión de energía en los impactos en caso de accidente. Esas son las características que queremos que nuestro consumidor conozca y comprenda”.

Casco FOX V3
Evgeny Bobryshev, otro de los pilotos del Mundial de MXGP que usa el FOX V3

“Es cierto que tenemos un catálogo con muchísimos productos y que somos líderes del mercado en lo que se refiere a la ropa destinada a las carreras, por lo que la evolución que vivimos hasta llegar hasta algo como el FlexAir fue absolutamente natural”, opina Chavanel. “Pero si contemplamos toda nuestra gama de productos para el MX, veremos que los cascos son una parte muy importante para Fox. El FOX V3 es todo un icono, el casco que atraerá las miradas de los pilotos más exigentes y habituales, pero también disponemos de los más populares V2 y V1. Este último es importantísimo en cuanto a cifras de negocio a nivel mundial. El mercado de cascos es mucho más competitivo para nosotros que otros segmentos, y cuenta con muchas marcas específicas. Estamos hablando de marcas italianas, japonesas o americanas que no disponen de una línea de ropa u otros productos, sino que únicamente se centran en los cascos. Fox podría ser percibida por el público fundamentalmente como una empresa de moda deportiva, pero nuestra división de cascos es una parte muy importante de nuestra compañía. Tenemos trazados muchos planes para asegurarnos de que seguiremos desarrollando sin cesar modelos de vanguardia, e invertiremos mucho para que ese mensaje llegue a los consumidores finales”.

El FOX V3 es el actual modelo superior de la gama de Fox, tras la desaparición de la serie V4. “Lo principal era centrarse en una única línea de desarrollo”, dice Chavanel a modo de explicación del motivo. “El principal beneficio del V4 fue la calota de fibra de carbono, pero ahora tenemos una mezcla de compuestos que redujo a la nada la necesidad del carbono. Por eso quisimos centrarnos en el desarrollo del FOX V3, que ofrece un rendimiento similar”.

Está claro que, cuando se trata de decoraciones y colores, los esquemas aplicados a los cascos por Durham y su equipo se basan en el trabajo realizado con la ropa, lo que significa que su estética es siempre vistosa y que los V1, V2 o V3 llaman forzosamente la atención cuando se contemplan en una pista o en un sendero. Tal vez este aspecto no sea ni el primero ni el segundo en la lista de prioridades de Fox a la hora de diseñar un casco, pero es obvio que la estética, y más para una compañía de este tipo, no se puede menospreciar.

“Creo que las gráficas y las formas influyen mucho en los clientes a la hora de comprar”, dice Durham. “Ponemos mucho esfuerzo en eso -como hacemos con todos y cada uno de nuestros productos-, pero algunos de los diseñadores que tengo aquí son muy grandes… El equipo que genera las decoraciones de nuestros gráficos es, sin duda, de los mejores de toda la industria. ¿Por qué? Creo que es debido a la forma en que cooperamos entre los departamentos. Son increíblemente buenos a la hora de comprender nuestro trabajo, el porqué de cada forma y, partiendo de uno de los esquemas de una de las líneas de la ropa, son capaces de plasmar esa imagen en una superficie dura, como es la de la calota o la visera. Y es asombroso que sean tan creativos como son, no es nada fácil…”.

Casco FOX V3
¿Con cual te quedas?

“Para ser completamente sincero, añoro los tiempos en los que los cascos se pintaban para personalizarlos”, agrega cuando se le pregunta por una decoración preferida entre todas las de Fox. “Hay una diferencia enorme entre un esquema comercial de gráficos y la sensación que da tener un casco decorado a tu gusto. Si conseguimos movernos cerca de la línea de la imagen personal a base de optar por esquemas arriesgados o innovadores, es más fácil que captemos la atención del público”.

“No es nada fácil mantenerse fiel a nuestros principios y mantenernos tan estrictos como lo hemos sido hasta ahora en cuanto a niveles de seguridad, porque la actual tendencia de los compradores pasa, al menos en Europa, por la demanda de cascos cada vez más ligeros”, se lamenta Chavanel a la hora de calibrar el clásico compromiso entre estética, tendencias y seguridad. “Queríamos permanecer absolutamente fieles a nuestras directrices iniciales respecto del FOX V3. En cuanto a decoraciones, somos punteros, como también lo somos en cuanto a nuestra línea de ropa de competición. A la pregunta ‘¿cómo podríamos reproducir esos esquemas gráficos en nuestros cascos’, sabemos darle respuesta. Pero, curiosamente, uno de los cascos que mejor se vende es la versión de color negro mate que cada cual puede personalizar a su gusto”.

Un exclusivo examen al futuro V3 2017, aún pendiente de presentación, nos da la prueba definitiva de que en Fox no bajan la guardia en absoluto en lo que se refiere al desarrollo de sus cascos. Al compararlo con los seis FOX V3 2016 que vimos a su lado en el showroom de Barcelona, nos quedó claro que el nuevo FOX V3 será una apuesta segura. Chavanel proporciona el sello final: “Peleamos por hacer bien nuestro trabajo, y el beneficio final acaba recayendo en el piloto. Un buen casco no es un producto barato, es una inversión, y para nosotros significa mucho saber que es un elemento que puede salvar la vida de las personas que lo utilizan. Incluso trabajamos con radiografías o imágenes de escáneres que sirven para detallar cómo algunos cascos absorbieron la energía en accidentes reales, y comprobamos que realizaron correctamente su trabajo. Poder cerciorarnos de eso es algo realmente muy especial”.

Casco FOX V3
Ken Roczen en acción – Uno de los estandartes de la marca y del FOX V3 – Foto: Honda

Tres fases en la historia del V3

Mark Finley lleva trabajando en Fox dos décadas, en las que ha vivido todas las fases relacionadas con los cascos FOX V3. Estos son los tres momentos que nos destaca, a modo de anécdotas, a la hora de analizar la historia de este producto:

1) “El primer casco que construimos fue bautizado como Pilot. Creo que fue sobre 1997. Habíamos contratado a Jeff Emig para vestir con nuestra ropa de la línea Shift y los cascos de Fox. Pero el desarrollo del casco acabó por demorarse mucho. Literalmente, estábamos pagando a Emig por correr con nuestros cascos, pero tuvo que usar los de otra marca hasta que tuvimos listo el Pilot. Creo que pudo comenzar a utilizarlo a mitad de temporada. El caso es que el actual FOX V3 es la tercera generación del Pilot original”.

2) “Los títulos de Ricky Carmichael con el Pilot original, el Pro Pilot y el FOX V3 fueron algo increíble para nosotros. Hasta contar con ese historial, la gente no nos consideraba como una marca de cascos. El hecho de que trabajáramos con RC en el desarrollo del V3 y que desembocara en tantos títulos hizo que se nos tuviera finalmente en cuenta en la órbita de fabricantes de cascos de primer nivel”.

3) “RC revolcándose por el suelo tras su caída en el SX de Pontiac, en 2002. En esa caída rompió la visera, que quedó colgando de uno de los tornillos laterales. Corrió toda la final con ella colgando, y a punto estuvo de sobreponerse a la caída y ganar. Creo que fue su compañero de equipo, Nathan Ramsey, quien ganó al final, pero con RC justo detrás suyo. También tengo que añadir que sus réplicas eran cascos de diseño muy especial en aquel momento. Hicimos un gran trabajo con los esquemas de Ricky y de Carey Hart. El de Hart fue uno de nuestros primeros cascos en color negro mate con rayas. Y se vendió tan bien…”.

Más posts sobre

Onboard Magazine 142

¿Quieres más MX?
Suscríbete a nuestro newsletter